Se ha producido un error en este gadget.

14 jul. 2015

Y ahora que ya sabes quien soy, te contaré una historia que ocurrió hace más de quinientos años...

Si me ves, bésame,
hazme un sitio entre tu piel,
que los rasgos de mi cara
no te impidan ver mi ser.

Y al final llegaré
donde me lleven los pies,
y si quieres conocerme,
no me observes, mírame. 

No hay comentarios: