Se ha producido un error en este gadget.

23 nov. 2015

Me dijiste q te podía pedir lo que quisiera, y yo, abrazada a ti, piel con piel, no podía desear nada más,  solo eternizar ese momento. Y así,  con una sonrisa y tu respiración en mi cuello,  me quedé profundamente dormida entre tus brazos.

No hay comentarios: